Jornadas técnicas

  • Capacitación a operarios sobre regulación de cosechadoras

    La Asociación de Productores de Soja Oleaginosas y Cereales del Paraguay (APS) realizó un curso de capacitación sobre regulación de cosechadoras. La orientación se desarrolló durante dos jornadas el 17 y 18 de noviembre, en el local de Cetapar, en Colonia Yguazú, Alto Paraná. Los orientadores fueron técnicos de las marcas New Holland, Massey Feguson y CLAAS.

    En puertas del inicio de una nueva cosecha de soja se promovió el curso sobre regulación de cosechadoras dirigido a los operarios. El propósito fue minimizar los errores y fortalecer los conocimientos sobre las máquinas de colecta, de tal manera a que los maquinistas realicen una tarea más segura y reduzcan las pérdidas en cantidad y calidad de los granos.

     La iniciativa fue de la APS y para estas fechas contó con la cooperación de tres marcas de cosechadoras conocidas en el mercado.
    Para los organizadores esto es solo el inicio, ya que promover a mejorar el aprovechamiento de las máquinas permitirá al trabajador rural desarrollar su tarea de manera más segura y eficiente.

    Valdecir Aparecido de Souza, directivo de la APS, uno de los promotores de la capacitación, manifestó que el objetivo fue aportar mayor conocimiento a los operadores de máquinas, de tal manera a mejorar el manejo y cuidado de las máquinas. Además de las precauciones que deben tener en cuenta por su propia seguridad. “Muchas veces trabajar muy apresuradamente pone en riesgo la propia seguridad”, dijo.
    Además considera que mejorando el conocimiento lograrán producir más en las máquinas sin tener pérdidas. “Ya que tanto luchamos para producir, no es deseable que en la última etapa se pierda”, dijo.

    Destacó que no es suficiente que la máquina tenga toda la tecnología, si el operario no sabe hacer las regulaciones necesarias. “Hay que saber manejar, de lo contrario no dará el rendimiento deseado”, expresó.

    Sumar conocimientos. El directivo de la APS expresó que se debe buscar sumar conocimiento en todos los segmentos para lograr la eficiencia en el agro. Por ello seguirán impulsando este tipo de capacitaciones y apuntarán también a otro tipo de maquinarias agrícolas. “Hoy estamos haciendo la parte de cosechadora, pero futuramente vamos a estar trabajando la parte de fumigación y otro tipo de máquinas, ya que el objetivo es lograr el buen manejo de todos los recursos disponibles”, dijo. 

    El gremialista expresó satisfacción por el interés de los participantes y agradeció la predisposición de las empresas para la capacitación.

    De La Sobera

    De La Sobera estuvo presente en el curso de capacitación sobre regulación de cosechadoras, organizado por la APS en Cetapar. Durante las jornadas, la orientación sobre Massey Ferguson estuvo a cargo de Cristian Oviedo, especialista en productos Massey Ferguson de De La Sobera, quien además de las informaciones generales enfatizó sobre el manejo de la cosechadora Massey Fergurson AMS 9790 con plataforma Draper. Entre los puntos principales a tener en cuenta por el operario destacó: la calibración de plataforma, calibración de la máquina (velocidad de rotor, ventilador, apertura de zaranda) además de la configuración para ATS (agricultura de precisión).

    Refiriéndose a la AMS 9790 dijo que esta cosechadora viene equipada con el sistema feellstar, para el cálculo de productividad por área, que ayuda al operador a determinar las acciones a seguir en el área de trabajo, dependiendo del rendimiento obtenido. 
    Mencionó que la plataforma tiene diferentes ángulos de ataque que tienen que ser calibrados de acuerdo a la altura de las plantas para la cosecha, ya que la plataforma Draper permite la flexibilidad de corte y altura del molinete.

    Recordó que la marca entrega con el equipo un manual que indica las configuraciones para cada tipo de condiciones de suelo y cultivo.
    Entre otras calibraciones que se debe realizar a la cosechadora destacó la velocidad del ventilador, ya que la velocidad y configuración del rotor son variables, de acuerdo al estado de desarrollo de la soja. También sugirió estar atento en la abertura de la zaranda para aprovechar al máximo la máquina.

    Recomendó a los operarios a no excederse con la velocidad. Se considera una velocidad normal en una máquina para colecta hasta 7 kilómetros por hora. Excederse de esto implica riesgo de pérdidas de granos, efectos en la calidad de los granos, mayor consumo del combustible. 

     Al finalizar las tareas de cosecha recomendó a los cursantes no olvidarse de limpiar la máquina, pasando aire por los costados y no dejar que se acumulen en ella residuos del cultivo. En el caso de la plataforma Draper indicó que es fundamental revisar y hacer la limpieza después de cada día de trabajo. “Esta recomendación es para todas la Draper, que requiere un cuidado y buena limpieza”, agregó.

    Campos del Manaña

    Campos de Mañana acompañó con orientaciones sobre el manejo de las cosechadoras CLAAS el curso sobre regulación de cosechadoras promovido por la APS.
    El técnico de CLAAS, Rodrigo Ghelfi instruyó a los participantes sobre el mantenimiento de las cosechadoras CLAAS. Afirmó que si el operario no hace el mantenimiento adecuado, la máquina comenzará a tener problemas por desgastes prematuros y roturas. Indicó además que es importante aprovechar las regulaciones que presentan las máquinas. “Uno de los problemas que tenemos frecuentemente es que el operario se sienta en la máquina y sale hacia adelante, sin hacer las regulaciones”, dijo.

    Destacó que las máquinas están equipadas con tecnologías que requieren de una regulación antes de su uso, como el piloto automático y sensores que proveen información. 

    Comentó que hay máquinas que permiten realizar todas las regulaciones desde la cabina, otras que requieren regulaciones mecánicas donde el operario tiene que bajarse y regular varias veces hasta que la máquina quede en condiciones óptimas de trabajo. Sugirió iniciar la regulación con la plataforma, el molinete sinfines, revisar el estado de las cuchillas, la tensión de las correas, el nivel de aceite en la caja, embrague de seguridad y otros. “Cualquier componente que tenga una falla ya provoca pérdidas de tiempo y de la producción. Son varios factores que van sumando y que hacen que no tengamos una trilla en condiciones”, agregó. 

    Recomendó además seguir los parámetros normales de cosecha que van de entre 4 y 7 kilómetros por hora. Sugirió observar el estado del cultivo antes de la cosecha, analizar la humedad del grano y acorde a los datos hacer la regulación de la máquina. También resaltó la importancia de que los operarios lean el manual de instrucciones, sobre mantenimiento y el manejo de cada función de la máquina.

    New Holland

    Rodrigo Marcos Rudek, especialista de Productos de NHAG, orientó durante el curso organizado por la APS sobre regulación de cosechadoras en Cetapar. Expresó que el mantenimiento de la máquina es la base, la preparación de la máquina y los ajustes para las condiciones que requieren cada cultivo. Como una de las partes más importantes destacó el ajuste de la plataforma, que permitirá alcanzar una mejor cosecha y alimentación. 

    Entre los puntos críticos que ocurren en el campo destacó que todavía existe una falta de conocimiento operacional de los productos, en ajustes y regulaciones. “Es necesario invertir en conocimientos operacionales, capacitación y entrenamiento, charlas para operadores. Cada año las máquinas son más sofisticadas, con una gama muy alta de eficiencia, que no es aprovechada”, dijo. 

    Agregó que la falta de cuidados en la máquina por falta de información, desemboca en pérdida de granos, desgastes prematuros y otros problemas. El técnico resaltó también la importancia de la lectura del manual de operador, que es una muy buena herramienta para darle un uso adecuado a la máquina.