Actualidad

21/12/2020

Otro impuesto cuestionado

El Congreso de la Nación trató en noviembre el proyecto de Ley de Aporte Solidario Extraordinario de las Grandes Fortunas, conocido popularmente como “impuesto a la riqueza”, en medio de críticas desde el mundo empresario y rural y luego de que al menos tres grandes empresarios -Marcos Galperin (Mercado Libre), Gustavo Grobocopatel (Los Grobo) y Federico Tomasevich (Puente)- decidieran mudarse a Uruguay y, con ello, dejar de tributar en la Argentina.

La norma grava a los bienes por más de 200 millones de pesos en el país o en el exterior con un 2%. La tasa sube a 2,25% para las fortunas de entre 300 y 400 millones; al 2,50% para los activos entre 400 y 600 millones y al 2,75% para la franja de 600 a 800 millones. La tasa llega al 3% cuando los patrimonios oscilan entre 800 y 1.500 millones; al 3,25% para quienes tienen de 1.500 a 3.000 millones, y a partir de esa cifra se abonará el 3,5%. En tanto, la Comisión de Enlace de Entidades Agropecuarias manifestó su alarma ante el tratamiento de la ley. Lo consideran un nuevo impuesto que se suma a la larga lista de tributos, tasas y gravámenes, incluyendo los derechos de exportación, que viene pagando el sector, aumentando aún más una presión impositiva que señalan como insoportable para el productor.

Carne Caprina: las exportaciones aumentaron 99%

El Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca informó que entre enero y octubre se exportaron 424 toneladas de carne de cabras y chivitos, con un aumento del 99% respecto al mismo período del año pasado, cuando se comercializaron 213,3 toneladas. De acuerdo a los datos del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa), estas carnes caprinas, faenadas en frigoríficos ubicados en Santiago del Estero, Chaco, La Pampa, Mendoza y Córdoba; tuvieron por destino a Sri Lanka, 171,64 toneladas; Vietnam, 135,20 toneladas; Bahamas, 91,33 toneladas; y Angola, 25,64 toneladas. Además de esos cuatro destinos, el Senasa tiene registrados otros 32 mercados abiertos para enviar carne caprina desde la Argentina, como la Unión Europea, la Unión Económica Euroasiática, y Singapur. La cría de cabras está ligada tradicionalmente a agricultores familiares orientados especialmente a la producción de carne para subsistencia y con destino al mercado interno. La Argentina cuenta con 18 frigoríficos habilitados por el Senasa para faenar y exportar carnes caprinas.

LECHE - Se complica la producción de leche

El aumento de los insumos dolarizados, la macroeconomía y la debilidad de la demanda interna se han convertido en una complicación para los productores de leche. Desde Aacrea, recuerdan que el próximo semestre las empresas tamberas argentinas deberán afrontar una situación compleja frente a la caída relativa del precio recibido por la leche en un escenario proyectado de restricción hídrica que podría comprometer la disponibilidad de recursos forrajeros. El precio de la leche que reciben los tamberos –en pesos argentinos– ha quedado muy por detrás del ajuste experimentado en los insumos dolarizados como arrendamientos (o costo de oportunidad de la tierra), semillas, fertilizantes, fitosanitarios, balanceados y maíz. Las empresas lecheras, más allá de cuál sea su sistema de producción, deben prepararse para tomar todas las medidas necesarias para resguardar el capital, conservar la liquidez y sobrellevar la crisis sin comprometer el potencial productivo, advierten desde la entidad. La primera recomendación común a todas las empresas lecheras es realizar un monitoreo periódico de la situación financiera con el propósito de evitar una restricción de liquidez que pueda comprometer la sostenibilidad.

CARNE- El plan de los exportadores

Los frigoríficos que integran el Consorcio de Exportadores de Carnes Argentinas anunciaron un programa de inversiones por un total de 187 millones de dólares, con el objetivo de incrementar 40% los envíos al exterior en los próximos tres años y alcanzar un volumen de 1,25 millón de toneladas. De acuerdo con los datos del Consorcio ABC, el año cerrará con un nivel de embarques de 900 mil toneladas, por encima de las 840 mil toneladas de 2019. Sin embargo, el ingreso de divisas será menor, porque China está pagando menos la tonelada.  El año pasado, la industria cárnica generó 3.400 millones de dólares, este año se estiman unos 2.900 millones. En total son once frigoríficos exportadores argentinos, que invertirán unos 187 millones de dólares.