Campo Limpio

PROGRAMA DE MANEJO DE ENVASES VACÍOS DE PRODUCTOS DEFENSIVOS AGRÍCOLAS

CampoLimpio es un programa de responsabilidad social y ambiental, a los envases vacíos de defensivos agrícolas que se utilizan en la agricultura, responde al compromiso que tiene la Industria Asociada en CropLife Latin América con la protección y preservación del medio ambiente y la salud de los agricultores así como el pleno cumplimiento del código de conducta para la Distribución y Utilización de defensivos agrícolas elaborado por la FAO. El programa busca concientizar y colaborar en la elaboración de un sistema de recolección y transformación de envases de defensivos agrícolas vacíos de plástico rígido, triplemente lavados o lavados a presión e inutilizados y fomentar la responsabilidad compartida entre agricultores, distribuidores, la industria y el gobierno. En nuestro país el sistema de gestión de envases, se está implementando con un grado significativo de avance, según los departamentos donde se produce mayor cantidad de granos. Empezando en Alto Paraná, luego Itapuá y ahora en San Pedro, proyectándose a futuro en las demás zonas de producción de granos.

En el Paraguay, la Cámara de Fitosanitarios y Fertilizantes (CAFYF) y sus empresas asociadas trabajan desde el año 1998 en la promoción del triple lavado de los envases de los defensivos agrícolas y su correcta disposición.

Sistema de Gestión de envases vacíos de defensivos agrícolas

El generador de los envases vacíos, que puede ser el productor y o/e el aplicador. Luego del triple lavado o lavado a presión, los entregan en un centro de acopio Temporal (CAT), o directamente a una empresa recicladora de este tipo de material habilitada por el SENAVE y la SEAM, que procesa los envases y los entrega a la industria plástica para su transformación en artículos útiles siguiendo el código de conducta de la FAO, donde se encuentra los artí- culos que pueden elaborarse con estos productos, como ser: caños corrugados para construcciones, apliques o cajas eléctricos para llaves, tapa para lubricantes entre otros.

Como se debe realizar el Triple Lavado

1. Agregue agua hasta llenar aproximadamente ¼ de la cantidad del envase

2. Cierre el envase y agítelo enérgicamente durante 30 segundos.

3. Vierta la solución del lavado del envase en el tanque de la pulverizadora. _

Repita este procedimiento dos veces más.

A continuación perfore el envase para evitar su reutilización sin dañar la etiqueta.

El Lavado a presión se realiza de la siguiente manera.

En este caso mantenga el envase en forma invertida sobre el pico lavador que posee la pulverizadora durante 30 segundos, verificando que el agua del lavado sea vertida nuevamente al tanque, asegúrese que el agua utilizada para realizar este procedimiento provenga de un depósito de agua limpia separado del caldo de pulverización.

El triple lavado o lavado a presión.

Se realiza solamente en envases plásticos rígidos, utilice siempre los elementos de protección personal adecuados que se informan en las etiquetas de los productos.

Centro de acopio

Una vez realizado el proceso de triple lavado el generador los transporta al centro de acopio más cercano, allí los operarios descargan el vehículo provisto del equipo de protección personal correspondiente, y verifican que todos los envases hayan llegado con el triple lavado o lavado a presión realizado e inutilizados, con su base perforada. El uso de los equipos de protección individual debe ser el adecuado para cada fase de la operación. Luego separan el material recibido por polímeros y tamaños, almacenándolos de forma diferenciada. En algunos centros de ACOPIO se disponen de prensa hidráulica que reducen el volumen hasta lograr una pila compacta para ser transportados a la empresa de reciclados para su disposición  final.

Centro de reciclado.

Una vez en el centro de reciclado, los envases vacíos son transformados en escamas, luego, el material se somete a un lavado y secado, para eliminar cualquier vestigio de tierra u otra partícula que pueda afectar la calidad del material obtenido. Finalmente las escamas se procesan en una peletizadora para obtener pelet que se embolsan y se comercializan en la industria plástica. A través del reciclado de envases vacíos de productos defensivos agrícolas, el programa CampoLimpio transforma un residuo de la actividad agrícola en un bien comercial que no esté destinado a los contactos con personas, animales domésticos ni alimentos. CampoLimpio, segura una adecuada trazabilidad durante todo el proceso.